De la Gabriela Mistral

Por Nu

Después de muchos años, cuando yo sea un montoncito de polvo callado, jugad conmigo, con la tierra de mi corazón y de mis huesos.

Si me recoge un albañil, me pondrá en un ladrillo, y quedaré clavada para siempre en un muro, y yo odio los nichos quietos.

Si me hacen ladrillo de cárcel, enrojeceré de vergüenza oyendo sollozar a un hombre; y si soy ladrillo de una escuela, padeceré también de no poder cantar con vosotros en los amaneceres.

Mejor quiero ser el polvo con que jugáis en los caminos del campo. Oprimidme: he sido vuestra; deshacedme, porque os hice; pisadme, porque no os di toda la verdad y toda la belleza.

O, simplemente, cantad y corred sobre mí, para besaros las plantas amadas.

Decid, cuando me tengáis en las manos, un verso hermoso, y crepitaré de placer entre vuestros dedos.

Me empinaré para miraros, buscando entre vosotros los ojos, los cabellos de los que enseñé.

Y cuando hagáis conmigo cualquier imagen, rompedla a cada instante, que a cada instante me rompieron los niños de ternura y dolor.


GABRIELA MISTRAL
Nació un 7 de Abril de 1889 en Vicuña, Chile.
Su nombre era Lucila Godoy Alcayaga.

Bookmark and Share
Print