Todos sobre Zanzíbar

Por Israel Laureano

Todos sobre Zanzíbar (Stand on Zanzibar, 1968) es una novela de ciencia ficción del cienciaficcioñero británico John Brunner (1934-1995).

Portada de la 1a edición en inglés, Doubleday, 1968.


La novela se enmarca en la corriente New Wave, es una distopía y su tema central es la sobrepoblación.
Uno de los puntos de vista que existen cuando se habla de sobrepoblación y explosión demográfica es el conservador que dice que el total de humanos cabrían muy bien en un pequeño espacio comparado con el area habitable total del planeta (no se toma en cuenta que el verdadero problema no es el número total de seres humanos, sino los recursos que consume y desecha, tanto física como sicológicamente).
A principios del s.XX se hizo popular la declaración de que todos los humanos (1.9 billones, aprox.) cabrían (de pie, claro) en la pequeña isla de Wight (en la costa sur de Inglaterra, apenas 382 km2), para el año en que Brunner escribió la novela, la población ya había alcanzado los 3.5 billones y ya necesitaría la isla de Mann (costa noroeste de Inglaterra, de 572 km2), las proyecciones de ese entonces indicaban que en 2010 iba a haber una población de 7 billones, pero todos cabríamos parados sobre la isla de Zanzíbar, en la costa de Tanzania ya en el oceano índico y de 1 544 km2, claro, siempre y cuando estuviéramos en posición de firme en nuestro lugar y tocándonos codo con codo con otro humano.


Y esta es precisamente la base de la temática de la novela, todos los problemas que genera la sobrepoblación, cómo generamos una cárcel humana que no se puede ver, ni tocar, ni sentir, ni oler; una cárcel en la que hemos crecido y a la que estamos tan acostumbrados que ni siquiera imaginamos que estamos enjaulados. A diferencia de Morfeo y la Matriz donde millones de seres humanos sueñan su vida cuando en realidad son esclavos de las máquinas, la cárcel que nos tiene aprisionados está formada por seres humanos.
El problema de la sobrepoblación no crea en sí enigmas que deban resolverse, o aventuras para vivirse, no hay héroes ni villanos, sólo humanos comunes y corrientes.


Una estructura sobrepoblada.
Es muy difícil describir las mil facetas de la problemática generada por la sobrepoblación, así que también la estructura de la novela es bastante compleja: está dividida en 4 secciones lógicas que se enfocan en una faceta del mundo:

CONTEXTO (CONTEXT).
Contiene descripciones del mundo que sirven para saber el estatus del mundo. Es bastante confuso, sobre todo al principio porque no usa narrativa ni historias o cuentos, usa titulares (inventados, claro) de periódicos, citas de libros (principalmente del sociólogo Chad C. Mulligan que se convierte en uno de los personajes principales a partir de la segunda mitad de la novela, cuando se usa mucho una narrativa más lineal y convencional), anuncios de la radio, anuncios clasificados y, en un capítulo, titulares reales de diversos periódicos de la década de 1960.
LAS COSAS QUE PASAN (THE HAPPENING WORLD)
Estos capítulos consisten en descripciones breves (a veces de una sola sentencia) acerca de sucesos que pasan en el mundo. Estas descripciones son independientes entre sí y se presentan sin ningún orden en particular, formando una especie de collage, aunque conforme va avanzando la novela se vuelven más narrativos y covencionales.
VIENDO PRIMEROS PLANOS (TRACKING WITH CLOSEUPS)
Estos capítulos se enfocan en personajes secundarios que son afectados o viven diferentes aspectos del mundo -esteeee- futuro (bueno, 2010 era el futuro en 1968). Conforme avanza la novela, algunos de estos personajes se vuelven protagonistas de las tramas principales.
CONTINUIDAD (CONTINUITY)
Estos capítulos contienen la narrativa más convencional. Son casi inexistentes al principio de la novela, pero son el motor principal donde se desarrollan las tramas y participan los protagonistas, poco a poco van aumentando en número y en longitud.

Cada sección está dividida en 15-40 capítulos, CONTEXTO empieza con el capítulo 0, pero las otras empiezan con el 1 y cada capítulo de cada sección aparecen sin algún orden en particular. El único orden es que todos los capítulos están en orden ascendente y no se repiten, fuera de eso todo obedece a las necesidades de la novela. (Magnífico ejemplo del espíritu de libertad de los 60s).


Primera edición en español, 1979.

El mundo del presente futuro.
El inicio de la novela es bastante confuso, como estar moviendo el sintonizador de un radio y oir cada estación durante 10 segundos (o estar zapeando canales de TV) y tratar de obtener sentido de todo lo oido; entre todo esas descripciones, sentencias y exclamaciones se encuentran intercaladas las presentaciones de los personajes y las que van a ser las tramas de la novela.
Conforme va avanzando la novela, las tramas se van aclarando, los personajes que intervienen en las tramas primarias, secundarias y terciarias se van desarrollando y la narrativa usada se va haciendo más "normal" y continua.
Las dos tramas principales sobre las que rueda el desarrollo de la novela se basan en la geopolítica internacional: el mundo está controlado por multinacionales y corporaciones más poderosas que muchos países, una de esas corporaciones, Técnicas Generales (TG) busca expandirse a nuevos mercados y está considerando hacer un inversión muy fuerte en el pequeño país africano de Beninia (el hecho  de que ahora exista un país africano llamado Benín en la bahía de Benín es pura coincidencia, en 1968 esa región de África era un país llamado República de Dahomey), principalmente porque Beninia es un país increíblemente pacífico en medio del mundo convulso, terrorífico y violento del 2010. Uno de los recursos más notables y populares de TG es que poseen a la supercomputadora con la inteligencia artificial más avanzada, al grado que la conocen por el nombre Shalmaneser; es tan avanzada y está tan interconectada con todos los canales de noticias, periódicos, agencias, etc., en todo el mundo que es capaz de hacer análisis sociales, resúmenes noticiosos y hasta predicciones económicas conocidos como "examinálisis"; TG ya sabe que su sola presencia va a alterar el mapa geopolítico africano, tanto social, cultural, económica y políticamente; va a ser algo tan complicado que deciden usar a Shalmeneser para analizar y predecir los resultados económicos del plan. Sin embargo, la paz y rechazo al fanatismo de Beninia parecen tan irreales, que Shalmaneser no se la cree: uno de los climax de la novela es el enfrentamiento (intelectual, claro) entre Shalmaneser y el sociólogo humano Chad Mulligan, simplemente para convencer a Shalmaneser que Beninia es real, aunque no parezca humana. Al igual que Spinrad en su novela "Los Solarianos", Brunner aprovecha este enfrentamiento para mostrar muy sutilmente las diferencias entre el pensamiento mecánico, lógico, eficiente e incapaz de asimilar cualquier anomalía y la forma de pensar humana donde se aceptan cosas no lógicas y atípicas pero desmenuzándolas para investigarlas, para preguntarnos ¿por qué?, ¿dónde?, ¿cuándo?, ¿cómo?.....
La segunda trama principal sucede en el archipiélago de Yatakang (un país imaginario socialista cuya descripción parece inspirada en Indonesia, pero cuya forma totalitaria de gobierno parece inspirada en la China comunista) e involucra ingeniería genética: la clase gobernante anuncia que está en desarrollo un proceso genético de optimización humana, esto es, corrección de todos los defectos genéticos en el ser humano tratado. Dado que en el mundo superpoblado del 2010 de "Todos sobre Zanzíbar" casarse y reproducirse está fuertemente vigilado y regulado (excepto en los paises del tercer mundo) y todos los humanos (hombres y muujeres) tienen prohibido tener descendencia si tienen algún defecto o "particularidad" genética (sean portadores de diabetes, mongolismo, daltonismo, hemofilia, etc., etc.) y como toda la población a la que no se le permite reproducirse está increíblemente frustrada, el anuncio del gobierno de Yatakang produce fuertes reacciones de los otros gobiernos del mundo y fuertes protestas sociales, así que la agencia de espionaje de EUA decide entrenar y enviar a un agente para que averigüe si es cierto y que robe los secretos técnicos, en caso de que los haya.
Pero el gobierno de Yatakang, al igual que todos los gobiernos totalitarios, están en el poder por la imagen que proyectan de poder y sabiduría, aunque ésta sea falsa. Y sucede que la noticia es una exageración (técnicamente no es falsa, el Dr. Sugaiguntung, el genetista más brillante del mundo, investigador y descubridor de diversas técnicas genéticas verdaderamente asombrosas, piensa que si se dedica con pasión a esto, es posible lograrlo), cuando el agente asignado (Donald Macerdo) descubre esto, decide "extraer" al Dr. Sugaiguntung de Yatakang y llevarlo a EUA para que desarrolle su trabajo ahí.

El slang de un infierno esperado.
El desarrollo, clímax y conclusión de las tramas principales no es lo importante, lo importante es que la novela explora a profundidad las implicaciones que pueden tener las tramas, los puntos de conflicto, además de desarrollar muchas tramas secundarias (la mayoría intrascendentes, pero que sirven para mostar una de las miles de facetas del mundo superpoblado, violento y desequilibrado del s.XXI de "Todos sobre Zanzíbar"). Estas exploraciones sirven para describir diferentes aristas y comportamientos del planeta del 2010, como ya se imaginarán, esto hace que la novela sea grande (465 pags), aunque para los estándares actuales (Criptonomicón > 1000 pags, por ejemplo) ya no es tan sorprendente.
Lo más sorprendente y especial de la novela es que John Brunner es que usa mucho slang pero extrapolado al ambiente cultural y social de 2010, por ejemplo, FeliCrimen (HipCrime, "hip" se podría traducir como "estar a la moda"), LoCriminal (más que un loco criminal, es un desquiciado, que haga daño es mera coincidencia).  Aunque el traductor hizo un trabajo aceptable, gran parte del slang futurista se pierde en la traducción: "codder" (hombre), "shiggy" (mujer), "whereinole" ("Where in hell?" - ¿Dónde diablos?"), aunque tenemos "ojirrajo" (oriental), blanculo (despectivo de hombre blanco), nariz oscura (despectivo para alguien de color) y sobre todo "sangrón" en vez de "bastardo" o "mal nacido", al parecer en el mundo sobrepoblado es de peor reputación haber heredado una tara genética (hemofilia, por ejemplo) que haber nacido "fuera" del matrimonio o sin "reconocimiento" paternal.
También se sigue la costumbre ridícula de traducir hasta los nombres: el verdadero nombre de Donald Macerdo es Donald Hogan y el de Norman Agudo de la Casa es Norman Niblock House (Donald y Norman son los personajes principales de las dos tramas de la novela).

Portada de la rimpresión de 1999 (inglés).

Portada de la reedición en español 2003.

Sobrepoblado inge y los genéticos malditos.
Meshiko-Tenochtitlan  14.08.2011
-----------   FIN DE TRASMISIÓN   ----------------

PD. Por cierto, el blog de GodMakers tiene un widget hasta el fondo que, entre otras cosas, lleva el conteo de la población mundial. Según "Todos sobre Zanzíbar" en 2010 íbamos a ser 7 mil millones (7 billones según la forma de contar en Inglaterra y EUA), según el reloj de población "apenas" somos 6.85 mil millones de humanos en 2011.

Bookmark and Share
Print

1 Comentarios:

  1. Israel Laureano Lazcano dijo...

    Actualización:
    Según este contador poblacional, la humanidad va a alcanzar los 7 mil millones (7 billones) de habitantes el 31 de octubre de 2011.